enero 29, 2023

Los Rojinegros quieren recuperaran el buen camino en este torneo clausura 2023:

Año Nuevo y con las ilusiones intactas y es que Atlas abrió de manera espectacular el 2022 con el tercer título de su historia y segundo de forma consecutiva.

Pero la realidad es que lo cerró de la peor manera posible porque cerró el Torneo del Apertura en la penúltima posición de la tabla y no pudo entrar a la Liguilla para defender su bicampeonato. Ahora, quiere escribir una página completamente distinta y recuperar el buen camino.

El Clausura 2023 está a punto de comenzar y para Atlas significa una nueva oportunidad de brillar. Su afición espero 70 años para conocer la gloria de un título en Primera División. Y tras dos campeonatos de forma consecutiva, el equipo entonces dirigido por Diego Cocca se cayó. El entrenador argentino decidió dar el paso a un costado, para sorpresa incluso de sus propios jugadores. Hoy tiene un jugoso contrato con Tigres.

Así, los Zorros han tenido que empezar un nuevo proyecto desde cero. Para eso fue llamado Benjamín Mora, joven entrenador mexicano sin experiencia en este país, pero que cuenta con un brillante pasado en el futbol de Malasia. Al frente del Johor Darul Takzim FC, conquistó cinco campeonatos de Primera División en aquel país.

La directiva del Atlas asegura que esos triunfos permitieron que le siguieran la huella desde hace un tiempo. Tras la salida de Diego Cocca, fue el elegido para encabezar el nuevo proyecto. El club ha tratado de mantenerle la base que ya en el pasado tuvo éxito. Los pilares siguen en el plantel: Camilo Vargas, Julián Quiñones, Julio Furch, Anderson Santamaría y Martín Nervo.

El equipo sufrió las bajas del argentino Emanuel Aguilera, quien sí formaba parte del cuadro titular en tiempos de Diego Cocca, además del uruguayo Lucas Rodríguez, quien nunca pudo consolidarse con la camiseta rojinegra, por lo que se decidió ya no renovar su préstamo. En cuanto a refuerzos, solamente llegó Brian el Huevo Lozano, en quien se tienen depositadas muchas esperanzas.

Aunque el plantel es básicamente el mismo, la idea futbolística será otra. Por eso, los integrantes del equipo deberán adaptarse rápidamente a las exigencias de Benjamín Mora. De entrada, Atlas promete ser un equipo que presione al rival mucho más arriba de lo que hacía con Diego Cocca. Será un club que busque el protagonismo de los partidos a partir de la tenencia de la pelota, algo totalmente distinto a lo que hacía antes, cuando se cedía el balón por grandes lapsos.

Aunque el primer examen para el Atlas estaba programado el sábado pasado ante Toluca, tuvo que posponerse porque las condiciones del la cancha del estadio Jalisco no eran las óptimas.

Será el próximo jueves cuando una vez más intentará debutar en su casa ante Mazatlán en punto de las 21 horas.

Comienza un nuevo certamen y con ello, nuevas ilusiones de los Zorros que quieren volver a ser protagonistas de un semestre en el que también disputarán la Liga de Campeones de la Concacaf.

A %d blogueros les gusta esto: