octubre 4, 2022

También hay desabasto de cartón en México… y subieron de precio los empaques

Los más de dos años de pandemia impulsaron la demanda del comercio electrónico y del servicio de alimentos a domicilio, que ahora enfrentan el desabasto y encarecimiento de las cajas de cartón y los empaques por la falta de celulosa, debido a la exigencia de los consumidores, interrupciones logísticas y una caída en la producción rusa.

Durante el primer cuatrimestre del 2022 en México la producción de empaques de cartón creció 5.3 por ciento anual y 5.7 por ciento por encima del 2019, previo al COVID-19, de acuerdo con el INEGI. Mientras que en valor, la fabricación se encareció 17.9 por ciento anual y subió 26.7 por ciento en el mismo periodo del 2019.

“En este periodo (de la pandemia) se mostró que los empaques de cartón y papel permitían una correcta entrega de bienes de primera necesidad, como es el caso de las medicinas, productos de higiene, de limpieza, alimentos”, explicó Antonio Sánchez, presidente de la Cámara del Papel.

En 2021 se produjeron 6.3 millones de toneladas de cartón en el país, de las cuales el 61 por ciento fueron cajas, 19.7 por ciento papel sanitario y facial, 9.7 por ciento cartoncillo, por mencionar los principales, según dicha Cámara.

Empresas como Bio Pappel, Cartones Ponderosa, Kimberly-Clark, Essity, Grupak, entre otras, son algunas de las 25 firmas que conforman a la Cámara del Papel, que en conjunto cuentan con 54 plantas.

Ante la demanda mundial que trajo la pandemia y recientemente la afectación que ocasionó la guerra de Rusia contra Ucrania en la disponibilidad de celulosa para papel higiénico y toallas, los socios de ese organismo adicionaron un millón de toneladas a su capacidad de producción en los últimos dos años.

“La capacidad de producción se incrementó cerca de 25 por ciento entre 2020 y lo que llevamos de 2022, estaríamos hablando de cerca de un millón de toneladas lo que creció, con una capacidad total poco arriba de 6 millones de toneladas”, estimó Sánchez.

Demanda de empaques crece al triple de la oferta
En el 2020, en pleno auge de la pandemia, el poder legislativo prohibió el uso de plásticos de un solo uso, llevando a los restaurantes y repartidores de comida a encontrar nuevos empaques.

El crecimiento rondaba en 4 a 5 por ciento anual, pero con la emergencia sanitaria por COVID-19, la demanda por envolturas para el servicio a domicilio de los restaurantes subió 15 por ciento, refirió Anthony Atamimi, director de ventas de Asia Pulp and Paper (APP) para Latinoamérica.

Explicó que su producto no utiliza plástico, y lo sustituye por una innovación propia que contiene celulosa de papel, asegurando que no han enfrentado desabasto de materia de ningún tipo, por lo que sus clientes pueden estar tranquilos, entre ellos Grupo Herdez con Nutrisa.

“México previo a la pandemia estaba bajo, cerca de 12 toneladas de empaques se producían, estos representaban 16 mil millones de dólares, y 90 por ciento de esto para el sector de la comida, donde hemos visto el mayor crecimiento, y nosotros tenemos esperanza de expandirnos”, apuntó Ian Lifshitz, vicepresidente de sustentabilidad de APP para América.

Grupak suma planta y busca hecho en México
La productora mexicana de papel y empaques corrugados, Grupak recientemente inauguró su tercera planta en México para enfrentar la demanda y el encarecimiento de materias primas y la importación de contenedores.

“Actualmente tenemos 80 mil toneladas de cartón que podemos ofrecer entre Toluca y Cuernavaca, la nueva planta de Hidalgo puede incrementar un 10 por ciento, pero cada año crecerá. La idea es poder aumentar en un 45 por ciento al terminar 2025, poder ir de 80 a 120 mil toneladas”, compartió Isaac Rivera, gerente corporativo de Investigación y Desarrollo para Grupak.

Subrayó que ofrecen diferentes soluciones, no solo la clásica caja café, y sus principales clientes son del sector de alimentos, salud, higiene y belleza, entre ellos Unilever.

“Mucho de lo que hemos hecho durante esta escasez fue enfocarnos a desarrollar nuevos productos, pudimos desarrollar productos con mejoras hasta del 42 por ciento con materias primas mexicanas”, refirió Rivera.

Más del 40 por ciento de sus proveedores incrementaron sus precios desde 3 hasta un 26 por ciento, por lo que además de buscar proveeduría local, decidieron armar acuerdos y contratos cuyos aumentos no rebasaran la inflación.

“Hemos llegado a tener proveedores de algunos plásticos que en México no existen y hemos tenido que traer de Italia, hemos buscado inclusive algunas materias primas en China, porque si no lo hacemos estamos propensos a parar una planta y no vamos a hacer eso”, alertó el directivo.

El gerente de Grupak adelantó que en el mediano plazo la empresa también se encuentra en proyectos piloto para ingresar al mercado de cubiertos y bolsas de papel.

Leave feedback about this