Tarjetas de crédito: ¿Qué es el CAT y cómo se calcula?

#FinanzasEnRed #TarjetaCrédito #CAT #CG Usas tarjeta de crédito? Esta información te serivirá: Los bancos están obligados a mostrar el CAT (Costo Anual total) de sus tarjetas de crédito tanto en su publicidad como en el estado de cuenta de sus clientes.


TDC 1200x797 1

El CAT, acrónimo de Costo Anual Total, es un indicador financiero que representa el costo total de un crédito, incluyendo intereses, comisiones, seguros y cualquier otro cargo relacionado. En México, todas las instituciones financieras que otorgan crédito están obligadas por ley a informar el CAT de sus productos, incluyendo las tarjetas de crédito.

Es de suma importancia subrayar que el CAT no es lo mismo que la tasa de interés. La tasa de interés de un préstamo solo representa la ganancia de la institución por el crédito otorgado; mientras que el CAT incluye todos los cargos relacionados con el financiamiento.

Por lo tanto, el CAT es uno de los elementos de mayor relevancia a la hora de elegir una tarjeta de crédito o cualquier otro producto financiero.

¿Para qué sirve el CAT y cómo funciona?
El CAT de una tarjeta de crédito te permite comparar entre los distintos productos que ofrecen las instituciones bancarias del país y evaluar cuál es la opción más te conviene en términos de costo.
Al conocer el CAT de una tarjeta de crédito, también es posible estimar el monto total que se pagará por el crédito a lo largo del tiempo y así tomar una decisión informada.

¿Cómo se calcula el CAT de una tarjeta de crédito?
Para calcular el CAT de una tarjeta de crédito, es necesario tomar en cuenta varios factores, como el tipo de interés que se aplica a la tarjeta, las comisiones que se cobran por su uso, y cualquier otro cargo que se pueda aplicar.

El cálculo del CAT se realiza a partir de la siguiente fórmula:

CAT = [(1 + i/m)^m – 1] x 100
Donde “i” es la tasa de interés anual que se aplica a la tarjeta, expresada en forma decimal; “m” es el número de periodos en los que se cobra la tasa de interés (por lo general mensualmente); y el resultado se multiplica por 100 para expresarlo en forma de porcentaje.

Además de la tasa de interés, también se deben considerar los cargos por comisiones, seguros, anualidad, mensualidad y otros gastos asociados con la tarjeta de crédito, y se deben sumar al costo total.

Una vez que se tienen todos estos datos, se pueden calcular el CAT de la tarjeta de crédito.

¿Qué es mejor, un CAT alto o bajo?
De acuerdo con el Banco de México (Banxico), “por lo general, entre más bajo es el CAT, menos costoso es el crédito”.

Por lo que, si un banco te ofrece una tarjeta de crédito con un CAT anual del 54 por ciento y otra entidad bancaria una con el 61 por ciento, te conviene contratar la primera.

Es por eso que las instituciones bancarias tienen la obligación de calcular el CAT e informar a sus consumidores el valor aproximado del mismo.


Like it? Share with your friends!

0 Comments